5 sacrificios que considerar al momento de emprender

Te diré la verdad: siempre ser emprendedor será más difícil que ser empleado, pero valdrá la pena por los resultados. Al emprender puedes controlar tu propio destino y, con las ideas correctas, las habilidades adecuadas y bastante perseverancia, puedes crear riqueza o construir un negocio que se convierta en tu legado.

Éste es el lado positivo del emprendimiento, pero, por desgracia, también existe uno oscuro. Los rigores de emprender exigen sacrificios, y si no los haces, difícilmente podrás saborear el éxito.

Te comparto un poco de mi experiencia analizando las dos alternativas: empleada versus emprendedora. Si ya estás trabajando en tu proyecto personal o piensas hacerlo más adelante, estas son algunas cosas que tendrás que considerar:

  1. Tiempo libre

De hecho una de las razones más comunes por las que alguien decide emprender es para poder ser “su propio jefe” y tener más flexibilidad de tiempo. Y hasta cierto punto es verdad, tú dispones de tu tiempo, puedes programar tus actividades, escoger un horario de trabajo de acuerdo a otras actividades etc. Pero la realidad es un poco diferente. Para arrancar con un negocio necesitas 100% de tu atención y una inversión bastante importante de tu tiempo. Si de empleado contabas con el fin de semana para pasarlo con tus hijos o los viernes para salir con los amigos, ahora estás pendiente de cualquier eventualidad que ocurra en tu negocio. Si hay que solucionar un problema, atender a un cliente o hacer una negociación tendrás que estar ahí, no importa el día de la semana o la hora.

  1. Vacaciones

Quien haya tomado el camino del emprendimiento sabe que la palabra “vacaciones” tiende a desaparecer de su vocabulario. Si bien es cierto que, como empleado gozas de por lo menos 30 días de vacaciones al año, sin contar los feriados, un empresario ya no tiene vacaciones. Tienes que estar pendiente de tu proyecto al 100%, tienes que estar siempre disponible, fin de semana o no.

  1. Seguridad financiera

Tener un salario fijo y un contrato laboral siempre da cierta seguridad económica. Aunque cualquier empleado, así sea director de una gran empresa, puede perder su empleo de un día al otro, un trabajo te da la confianza de recibir cada mes un monto determinado y cubrir tus gastos fijos. Pero cuando dejas tu empleo para iniciar tu propio negocio los ingresos no son seguros, incluso puedes pasar momentos difíciles. ¿La estrategia para enfrentarlo? Dos palabras: planeación y ahorro para emergencias.

  1. Familia y amigos

Cuando te conviertes en un empresario, las líneas que dividen tu vida laboral de la privada se vuelven algo borrosas. Quizá es uno de los sacrificios más difíciles para los emprendedores. Cuando se emprende, el trabajo se duplica y en ocasiones el tiempo de calidad con los seres queridos disminuye. Sin duda la naturaleza del negocio y la manera en que se involucre la pareja pueden hacer la diferencia, pero muchos emprendedores no tienen la suerte de sostener la unión familiar o sus relaciones sociales a la par que el éxito de su negocio.

  1. Comodidad

Ser el dueño de una compañía significa que la mayor responsabilidad recae en ti. Tendrás que usar un sinfín de sombreros, tomar decisiones que nunca habías tomado y profundizar en temas que no habías considerado antes. En parte, ser un empresario significa salirte de tu zona de confort.

Los empresarios más exitosos son los que abordan las situaciones incómodas con seguridad y con un cierto grado de emoción. Aprende a manejarte en ambientes incómodos y te sentirás mucho más en paz con tu trabajo.

Aunque el precio a pagar parece alto, las personas determinadas a crear su propio negocio sortean las dificultades y perseveran. Quizá en el camino sacrifican cosas importantes o tal vez encuentran formas nuevas de ir tras su objetivo. Pero nadie dijo que fuera fácil y claramente hay un poderoso motivo para seguir adelante: triunfar.

Como dijo un alumno de Warren G. Tracy: “Emprender significa vivir un par de años como no lo haria mucha gente, para pasar el resto de tu vida como mucha gente no podrá”.

Deja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s